Ciertas palabras del argot en España

Por mucho que estudies un idioma hay ciertas palabras que te costarán aprender mucho más y ese tipo de “jerga o argot” solo te lo dará hablar con las personas y en general convivir con los Españoles.

Si nos vamos a Andalucía podremos escuchar palabras como “quillo”, “cusha”, “pescadito frito”, “amonó”, “la caló”, “armóndiga”, “cacharro” y cosas por el estilo, el acento y la jerga andaluza es posiblemente de las más particulares de España y en general los andaluces son los más graciosos. Son gente abierta en los chistes están a la orden del día allí, sin duda si quieres reírte y pasarlo en grande debes viajar por aquella zona y en particular lo suyo es ir Sevilla, Cádiz, Córdoba o Huelva para conocer las raíces profundas de Andalucía.

Por ejemplo en el mediterráneo (barcelona o valencia) oiréis palabras como “paraeta”, “nano”, “che”, “collons”, “finca”, “choparse”, “noi”, “nen” o “tejanos” entre otras muchas. También sus gentes son mucho más abiertas supongo que porque el clima y la playa acompaña, aunque no tienen ese salero del que os he hablado de los andaluces pero no por ello dejan de ser gentes agradables y hospitalarias. Personalmente he viajado por toda España y no podría deciros con cuales me quedo, aunque si es cierto que en el Norte me han acogido con mucho respeto y la gente es muy educada en comparación al resto de España, pero un tanto más fría y vuelvo a pensar que es una cuestión del clima.

Si nos vamos más al norte tenemos palabras como “morrina”, “trapalleiro”, “riquiño”, “majete”, “ahi va la hostia”, “achantarse” y otro largo etcétera. En general todos los Españoles nos adaptamos bien a cualquier jerga y por norma general conocemos las palabras que se usan en las distintas ciudades.

Luego hay palabras universales como “tronco” que se usaba originariamente en Madrid y se ha extendido por toda España, esta palabra viene a significar “amigo” o “colega” y la usan personas muy allegadas, digamos que sería algo más que amigo.

En fin, hasta aquí nuestro artículo de hoy y pese a que hay infinidad de palabras que nos dejamos en el tintero, invitamos a cualquier extranjero a visitarnos porque estaremos encantados de enseñarles nuestras tierras de las que estamos muy orgullosos.